La tercera vez que fuimos al Valle Sagrado lo hicimos con nuestro vehículo, ya que las veces anteriores fueron excursiones, ahora queríamos experimentar con Libertad. Antes de bajar al valle se pasa por un par de miradores para apreciar el valle desde arriba. Miren donde estamos estacionados, en el parqueadero del Restaurante Altar Inca, construido al borde de la montaña, con una estupenda vista al Valle Sagrado, allí conocimos a Víctor Hugo su propietario que nos contó la historia de como llegó a montar este restaurante y que…